------------------------------------------------------------------- Quironautas: Tiempos "MUERTOS" quirúrgicos, lo siento pero nuestro trabajo no está muerto.

miércoles, 13 de julio de 2011

Tiempos "MUERTOS" quirúrgicos, lo siento pero nuestro trabajo no está muerto.


Cada día que pasa escucho el mismo lamento (no boliviano, sino asturiano) a cada intervención que pasa... -¡Esos tiempos muertos! ¡Llevo parado una hora!, por dios, pagar a un especialista para que esté sentado...-

La coronaria de momento es joven y aguanta, pero como me siga mordiendo la lengua... en una de estas me la trago y no llego al box de paradas.

¿Qué entendemos como tiempos muertos quirúrgicos?

Pues sinceramente depende de a quién le preguntemos, para el cirujano, es el tiempo que transcurre desde que da el último punto, y sale del quirófano, hasta que de nuevo está cortando piel del siguiente paciente.
Si preguntamos a enfermería... simplemente no existe o es el microlapso de tiempo que transcurre desde que el suelo se está secando dentro del quirófano y pueden entrar a colocar el material sin hacer patinaje artístico.

Hoy me he propuesto realizar el siguiente experimento, voy a poner una cámara de vídeo enfocando a la puerta de uno de nuestros quirófanos y comenzar a grabar en el momento en que el cirujano principal sale del quirófano, la dejaré grabando hasta que entre el siguiente paciente, y nuevamente se laven para entrar los cirujanos. Lo editaré, aceleraré y pondré un crono en la parte de abajo para conocer el tiempo que transcurre, y será seguramente como aquel anuncio sobre el abuso del alcohol... esto es lo que él ve... esto es lo que ven los demás.

Lo que el cirujano ve es que sale del quirófano, escribe la historia clínica y se imbuye en una nube de café, pinchito y charleta hasta que se cansa en la salita, y comienza a "bufar" como un gato.

-¡Buf! vaya horas que son, ¡Buf!, me pagan por estar sentado, da gusto, ¡Buf! ¡menuda gestión que tenemos!...- y así un buen rato hasta que se cansa o se enfrenta a alguna enfermera (muchas de las veces yo misma).


 El tic - tac de su reloj empieza a contar en ese momento.


Mientras tanto lo que el resto del personal ve es que las enfermeras del quirófano terminan de colocar los apósitos al paciente, los drenajes y sondas para que vaya correcto a la REA.

Anestesia va despertando al paciente, que tiene la mala costumbre de no hacerlo estilo mentalista (1. 2. 3 ya! ¡despierta!) y obviamente según el tipo de anestesia y según el propio paciente, este paso puede tardar mas o menos del preciado tiempo... "muerto".

Al tiempo, la enfermera instrumentista está recogiendo el instrumental, desmontando lo que proceda e indicando a la auxiliar de esterilización las incidencias pertinentes hasta que ésta se lo lleva para procesarlo.


La circulante, cierra la hoja quirúrgica en Selene (si le deja) y sale con el paciente y el anestesista a la reanimación.

La auxiliar de enfermería del quirófano entra a limpiar aparatos y a reponer lo necesario, a recoger lo que quede pendiente, y dejar el quirófano lo más diáfano posible junto con el celador para que limpieza pueda entrar (muchas de las veces casi simultáneamente).

A su vez la enfermera instrumentista, que será la circulante en la siguiente cirugía, llama a la planta para pedir el siguiente paciente si es que la enfermera de anestesia no lo ha hecho ya o no está disponible ese día.

En planta a la llamada de enfermería, corroboran identidad y preparación del paciente y avisan al celador para que lo pase a quirófano, y en unos 10-15 mimutos desde la llamada el paciente entra en nuestro bloque quirúrgico donde, mientras se limpia y ordena el quirófano la enfermera, ahora circulante, recibe al paciente cotejando sus datos y preparación, salvo que la enfermera de anestesia esté disponible y lo haga ella.

Simultáneamente, en el quirófano, una vez seco (cosa que le cuesta mucho entender al equipo A), la enfermera ahora instrumentista con la auxiliar, introducen las cajas de instrumental y packs de fungible, al tiempo que el celador coloca los soportes pertinentes y moviliza el aparataje necesario.

Se lava y con su compañera, va disponiendo la mesa quirúrgica, cuando todo esto está ok, avisan al anestesista y de acuerdo se pasa al paciente para realizar la anestesia.

Una vez hecha, da el visto bueno para que los cirujanos, que llevan todo este tiempo quejandose del tiempo muerto, realicen el lavado quirúrgico y entren al quirófano.

Ya se que para los que trabajáis en quirófano lo que os estoy contando es una obviedad, salvando las distancias de los recursos que haya en cada centro, pero si incluso leerlo nos "cansa" por lo extenso que resulta, HACERLO lo es aún mas, y lleva TIEMPO, que desde luego "muerto" no es.

Evidentemente como todo en esta vida, hay excepciones, la mayoría de nuestros compañeros cirujanos, son conscientes de toda esta labor, saben que las cosas tardan en hacerse porque llevan su tiempo, sobre todo si se quieren hacer bien, preguntan siempre antes de acceder al quirófano si ya se pueden ir lavando o si todo está dispuesto, pero es una lástima que unos pocos "quemen" al resto simplemente en muchas ocasiones, para poder salir a las dos.